Mi lucha por convertirme en persona

 
Un plan elimina el tedio prometiendo un cambio.
Pero, irónicamente, un plan es tan sólo mi
decisión de imaginarme un futuro distinto, y si
lo sigo demasiado estrictamente excluye
los sucesos espóntaneos.
 
A veces mi aburrimiento opera de este modo:
no me gusta lo que estoy haciendo y tampoco
puedo pensar en hacer otra cosa, y si llego
a hacerlo parece como algo remoto e irrealizable.
Mi mente corre de un plan insatisfactorio al
otro, y mi aburrimiento se profundiza y me siento
cada vez más frustrado. Cuando esto ocurre me
resulta útil suspender todo esfuerzo por "decidir".
El pensar que sólo mi intelecto debe decidir
convierte a mi cuerpo en un objeto y me divide.
 
Sin embargo si espero y tomo conciencia
del flujo de vivencias que ocurren en mi interior,
en un momendo dado siento un impulso que viene
desde adentro y que, sin bullicio,
me dirige hacia un hacer.
O noto que ya he actuado sin que el "decidir"
haya sido la causa de mi acción.
Algunas veces el "que haré" es permanecer
sentado.
 
Palabras a MÍ MISMO
Hugh Prather
 

DOÑA PITO PITURRA

Doña Pito-piturra tiene unos guantes, 
Doña Pito-piturra muy elegantes. 
Doña Pito-piturra tiene un sombrero, 
Doña Pito-piturra con un plumero. 
Doña Pito-piturra tiene un zapato, 

Doña Pito-piturra que le va ancho. 
Doña Pito-piturra tiene toquillas, 
Doña Pito-piturra con tres polillas.
Doña Pito-piturra tiene unos guantes, 
Doña Pito-piturra como ya he dicho antes. 
 
 
GLORIA FUERTES 

UNOS DIAS DE DESASOSIEGO

 

Estoy pasando unos días en compañía de mis hijos en un pueblo próximo a la comunidad extremeña pero perteneciente a la comunidad de Castilla la  Mancha , donde estoy encontrando recuerdos de mi infancia veraniega y procuro inculcárselo a mi nenes . En el pueblo cuando llego siempre me siento un extraño, no es fácil retomar a esos amigos de la  adolescencia y pretender  que todo sea de la misma manera en que lo dejaste ni mucho menos, ni siquiera con mis propios primos es igual, todos tomamos derroteros diferentes y volver a  ellos sería una verdadera quimera, pero todavía me queda esa raíz y esos recuerdos que como huella es imborrable, la casa de mis abuelos que auque hace mas de veinte años que desapareció para convertirse en una mas moderna podría describir a la perfección, la cañailla en la que tanto jugaba sigue intacta, y ver a mis vástagos  ser los protagonistas de dichos juegos pues me enriquece como persona y me emociona de alguna manera. Me llama la atención ahora que han sido las fiestas y montan un recinto de juegos en forma de castillos flotantes y demás, como todos esos adolescentes que escuchábamos a los Hombres G, ahora estaban con sus niños, todos eran esos que nos moceábamos en la piscina en las verbenas y discotecas de verano, verdaderamente bonito, pero si me cuesta retomar, entrar en la dinámica, también es normal, venir al pueblo una o dos veces al año y fugazmente no es una buena manera de retomar nada, a unos se les ve mas viejos, otros no han cambiado nada, mas pelo, menos pelo, mas canas ,menos canas, mas peso , pero las miradas y la esencia son la misma. luego me viene esa pregunta ¿ Cómo me verán a  mi? . También la verdad me resulta muy  curioso todos con sus niños haciéndoles participes de la textura del pueblo de los valores, del olor de la jara, del desasosiego que dan esas gentes llanas, por que la mayoría vienen poco también al pueblo, tienen sus trabajos y sus vidas en las ciudades se acercan aquí a beber a impregnarse como yo y a empapar a su hijos para que sus abuelos los sacien de esa vida.

 

EL BOSQUE DEL ENCUENTRO

    Se que tienes una casa de blanca fachada

     Pero también sé que su interior es oscuro

    Y que tiene olor de húmeda posada

 Y sé que no me vas a dejar abrir una ventana para iluminar esa

     casa con lo mejor de mi alegría e ilusión.

    No quiero alzar la vista y mirar un cielo sin color

     un firmamento sin estrellas

   La tranquilidad de una cuenta corriente saneada

       no sirve de pago o alimento de mi amor entregado.

       Fui aprendiz de vestal, pero ahora sé lo que no quiero.

   El oro no huele a nada y un amor soleado a manzana.

          Prefiero sentir su plácido aroma.

        Me niego por tu amor a olvidar la  risa fresca mañana.

           En definitiva, me niego a no ser yo por tenerte a ti a mi lado.

 

JOSÉ ANDRES VILLOTA ROCHA

 

 Vestal:

  Dícese de cada una de las sacerdotisas romanas de Vesta, encargadas de mantener siempre encendido el fuego sagrado en el altar. (vestal)

 

 
 
 

CEREMONIA DE INAGURACIÓN DE LOS JUEGOS OLIMPICOS

Como en este espacio se trata de reflejar todo lo que emociona, no puede faltar la apertura de los juegos olímpicos, majestuoso, esa coordinación disciplinada ese colorido sistemático, sonidos milimetrados, lo compartía con mi familia al unísono haciéndoles partícipes a mis hijos de tan dicha gloria que da la unión de tantos países por un objetivo tan sano y sacrificado como el deporte, me sobrecogió la maquina de la imprenta en la que se hacían formas y letras con una perfección como antes denominé solo capaz de una verdadera MAQUINA, solo lo intuía pero al final se vio que eran hombres, verdaderamente genial, el pergamino gigante mezclando la cultura milenaria china con la mas moderna y vanguardista, así como la confección del dibujo sobre dicho pergamino acabando en un paisaje colorido y sencillo como  es un  amanecer pero tan dichoso y reconfortante, y que decir de el encendido del pebetero donde la sencillez de una carrera se transforma en una compleja y a la vez arriesgada cruzada con la gravedad dandole un toque tan sofisticado al broche final propiciado por el fuego.

 

 

 

                                                 

 

 

DESNUDA TU CORAZÓN

 
PEDRO MARTINEZ SIERRA
*******
 
 
Me gusta dsifrutar
de las miradas.
Encender de la nada
una ilusión.
Sentir que vivo
y envidio la vida,
disfrutar de una sonrisa
 y de un adiós…
 
 
Buscar a una persona
que me entienda,
que comparta mi lenguaje
y mi ilusión,
cerrar con el alcohol
algunos bares,
y entregarme a las estrellas
con pasión…
 
 
Me gusta provocar
tus sentimientos,
lograr que pienses
que busco tu cuerpo
rodar por la corriente
de tu voz…
 
 
Ay soledad
me das
nuevos deseos de amar
y tu mirada va
desnuda a mi corazón.
 
 
Me gusta caminar
por las ciudades,
y perderme en algún bar
y ser más "yo".
 
 
Buscar el cielo
y abrazar el aire,
y pintar siempre tus besos
en mi bloc.
 
 
Me gusta
provocar tus decisiones
declararme a la belleza
sin rubor.
 
 
Jugar a hallar
tu cara en una nube
y fundirme con un beso en un adiós.
 
Ay soledad…
 
 
PACO ORTEGA

BARBARA

 
 

Unos ojos penetrantes, expresivos, habladores, misteriosos, nariz importante, boca sugerente, sonrisa ingenua, mirada ausente y que decir de la voz solo que lo escuchéis indescriptible.